Sacerdote jesuita que trabajó en el Colegio San Ignacio cumple condena por abusos

Publicado:
Autor: Cooperativa.cl

La orden reconoció que Jaime Guzmán Astaburuaga recibió en 2012 una sentencia por la Congregación para la Doctrina de la Fe.

El caso fue dado a conocer por el animador José Miguel Viñuela.

Sacerdote jesuita que trabajó en el Colegio San Ignacio cumple condena por abusos
 Archivo

"Entre agosto de 2010 y comienzos de 2011 se recibieron testimonios contra Guzmán", explicó el comunicado.

Llévatelo:

Luego de que el animador José Miguel Viñuela denunciara un episodio que vivió estando en séptimo básico en el Colegio San Ignacio El Bosque, la Compañía de Jesús reconoció este lunes que el sacerdote Jaime Guzmán Astaburuaga está cumpliendo una condena canónica debido a los abusos sexuales que cometió contra niños.

El caso se hizo público luego de que, en medio de la visita del papa Francisco y su polémico respaldo al obispo Juan Barros, el animador de Mucho Gusto relató que a él y sus compañeros el religioso les propuso bañarse sin ropa y luego les tomó fotos, además de tocar los genitales de los alumnos durante el sacramento de la confesión.

"Habiendo verificado la información, podemos señalar que este testimonio se refiere al P(adre). Jaime Guzmán Astaburuaga y a hechos sucedidos en el Colegio San Ignacio El Bosque, donde el sacerdote mencionado trabajó entre los años 1984 y 1994", confirmó la orden religiosa a través de un comunicado difundido este lunes.

"Entre agosto de 2010 y comienzos de 2011 se recibieron testimonios contra el P. Guzmán, por personas que en la época de los hechos denunciados eran menores de edad", prosigue el escrito.

"Habiéndose realizado la investigación correspondiente, en junio de 2012, la Congregación para la Doctrina de la Fe determinó la culpabilidad del P. Guzmán, quien, en la actualidad, cumple la pena impuesta. Esta incluye la prohibición del contacto con menores de edad y la restricción de ejercer públicamente el ministerio sacerdotal", explicaron los jesuitas. 

La orden reiteró su "compromiso de actuar con la máxima diligencia, colaborando con las instituciones civiles y eclesiásticas competentes, en virtud del cuidado y transparencia con las personas víctimas de abuso", concluye la nota.

Relacionados
Lo + de País